Generalmente podríamos decir que un SAI (Sistema de Alimentación Ininterrumpida) también conocido como UPS, es un dispositivo normalmente provisto de una o más baterías internas, que es capaz de mantener los equipos conectados a él durante un tiempo limitado, cuando el suministro eléctrico principal falla.

Según la tecnología que incorpore, además será capaz de filtrar y corregir problemas derivados de fluctuaciones en la entrada del suministro eléctrico.

Existen tres tipos de tecnologías utilizadas en estos dispositivos:

SAI OFFLINE

El más simple y menos recomendado. No disponen de ningún filtro y únicamente actúan en caso de fallo en el suministro de corriente.

SAI INTERACTIVO

Incorpora un microprocesador que controla algunas de las fluctuaciones en la red eléctrica. Está recomendado para equipos domésticos, 

pequeños servidores, monitores, routers, etc…

SAI ONLINE

A diferencia de los anteriores, los Sais Online proporcionan la corriente directamente de sus baterías, mientras estas se van cargando desde la red eléctrica. Esto garantiza un flujo de energía limpia y constante. Es el tipo de SAI más avanzado y el más recomendado para el sector profesional. Su fiabilidad y eficiencia lo hacen ideal para proteger equipos sensibles como servidores, equipos industriales, etc.

SAI